jueves, 6 de diciembre de 2007

AUMENTA EN UN 20.1% PRODUCCIÓN DE DERIVADOS DE TOMATES.


De acuerdo a cifras del Departamento de Estadísticas y Censo de la Contraloría General de República, de enero a septiembre de 2007 se han producido 8.01 millones de kilos de derivados de tomate. Esto representa un aumento del 20.1% comparado con igual período del 2006 cuando la producción alcanzó 6.7 millones de kilos.


El Gobierno autorizó la convocatoria de un contingente por desabastecimiento de 800 toneladas métricas de concentrado de tomate (pulpa), mediante el Decreto de Gabinete Nº 25 del 31 de octubre de 2007. En el decreto se sustenta la medida alegando que "durante el presente año agrícola, la producción nacional de tomate no ha logrado los niveles esperados para cubrir los requerimientos de la industria nacional". Este contingente será identificado como materia prima y su importación pagará un derecho aduanero de 3% sobre el valor del costo, seguro y flete (CIF), según la Gaceta.


De acuerdo a la Bolsa Agroindustrial, S. A. (BAISA), este año se han hecho dos grandes importaciones: en mayo, Nestlé y Productos La Doña introdujeron 765 toneladas de materia prima procedentes de China a un precio de 890 dólares por tonelada y en agosto se importaron 699 toneladas de Estados Unidos, a un costo de 961 dólares por tonelada.


La Asociación de Productores de Renacimiento, asegura que existe suficiente producción local de tomate de mesa y de ensalada, pero reconoció que los productores de tomate industrial han enfrentado problemas por las lluvias. Los productores aseguran que las fuertes lluvias, los altos costos de producción y el aumento de la demanda han ayudado a elevar los precios de este producto.


Producir una hectárea de tomate en invernaderos cuesta entre 15 mil y 20 mil dólares, según estimaciones oficiales. La superficie sembrada de tomate de mesa bajó 60.5 hectáreas, en comparación con el año agrícola 2005-2006, y para este ciclo se espera una producción de 57 mil 676 q.


Para el mes de abril de 2007 se informó que los altos costos del tomate a nivel internacional han obligado a la empresa Nestlé Panamá ha aumentar la compra de la producción nacional. Para ese mes, los productores le vendían el quintal del producto a $5.40.


Para garantizar la compra, la Asociación de Productores de Tomate Industrial y la transnacional firmaron un contrato de compra y venta para 12 mil toneladas anuales hasta el 2009. Sin embargo, lluvias afectaron las siembras en el sector de Tonosí, en la provincia de Los Santos, donde se concentra el 60% de la producción nacional.

La producción anual de tomate en Panamá alcanza los 142 mil quintales y está destinada totalmente al consumo local. Además de Estados Unidos, la calidad del tomate rojo criollo ha sido reconocida en países como Canadá donde se han enviado algunos embarques.

MERCADO ALIMENTARIO