viernes, 6 de marzo de 2009

PROGRAMA PROMUEVE CULTIVOS ORGÁNICOS

El Ministerio de Desarrollo Agropecuario (Mida) ejecuta el Programa de Agricultura Orgánica con el objetivo de promover la elaboración de productos orgánicos. El programa, que se empezó a diseñar hace seis meses, tiene a 32 organizaciones interesadas entre cooperativas y Organizaciones no Gubernamentales.

La idea es dar a los productores ayuda financiera y capacitación para empezar un proyecto nuevo de abonos orgánicos, o impulsar uno ya existente con mejoras técnicas o arreglos de infraestructura. Para que el abono orgánico se traduzca en cultivo orgánico se necesitan de uno a tres años de transición de la tierra, y una certificación que lo constate. La fabricación de los abonos se hace generalmente a través de desechos orgánicos y de la lombricultura, un método más costoso, porque usa estructuras más complejas.

En Panamá hay tres criaderos de lombrices, que tienen que generar dentro de dos meses suficientes crías para suplir al programa de abonos. Los resultados se deben estar mostrando entre marzo y abril. Los interesados deben dirigirse a Impulso Panamá y entregar su proyecto, luego la GSA Consulting Group evalúa su viabilidad y, en caso de ser aprobado, el dinero se entrega en 10 días. No existe un monto máximo para el Programa. La cantidad por proyecto es determinada por GSA. El fondo total para todos los proyectos de Impulso Panamá es de más de $100 millones, que proceden del Banco Interamericano de Desarrollo. (1)

Existen requisitos específicos para certificar la producción orgánica de la mayoría de los cultivos, animales, cría de peces, cría de abejas, actividades forestales y cosecha de productos silvestres. Las reglas para la producción orgánica contienen requisitos relacionados con el período de transición de la finca (tiempo que la finca debe utilizar métodos de producción orgánicos antes de que pueda certificarse; que es generalmente de 2 a 3 años).

Entre los requisitos están la selección de semillas y materiales vegetales; el método de mejoramiento de las plantas; el mantenimiento de la fertilidad del suelo empleado y el reciclaje de materias orgánicas; el método de labranza; la conservación del agua; y el control de plagas, enfermedades y malezas. Además, se han establecido criterios sobre el uso de fertilizantes orgánicos e insumos para el control de plagas y enfermedades. Con respecto a la producción de animales, normalmente hay requisitos sobre la sanidad de los animales, su alimentación, reproducción, condiciones de vida, transporte y procedimientos para sacrificarlos.

Las normas para la agricultura orgánica son creadas principalmente por agencias certificadoras privadas, pero también muchos países han creado normas nacionales. En Centroamérica, el gobierno de Costa Rica ha establecido sus propias reglas y los otros países están en el proceso de crear y poner en práctica las suyas, con el fin de apoyar al sector de la agricultura orgánica. Europa, Estados Unidos y Japón tienen normas nacionales y si los productores desean exportar sus productos a estos mercados, deben cumplir los requisitos de etiquetado orgánico de los países importadores. (2)
Fuentes:
1. La Prensa, 30 de enero de 2009.
2. Crítica, 23 de septiembre de 2008.

MERCADO ALIMENTARIO